Cuándo buscar ayuda

 

La psicología puede serte muy útil en múltiples circunstancias y por motivos diferentes. No se limita a tratar alteraciones o trastornos psicopatológicos, sino que puede sernos de gran ayuda para recuperar el bienestar y la estabilidad cuando atravesamos crisis y afrontamos dificultades que nos generan malestar, sufrimiento o conflicto. Por otro lado, cada vez más frecuentemente, el único objetivo perseguido por quienes demandan atención psicológica responde a una necesidad de superación individual o al deseo de adentrarse en un proceso de auto conocimiento y desarrollo personal.

Sea cual sea tu caso, te puedo ayudar cuando…

• No te estimas, no te valoras lo suficiente, no te aceptas y te exiges demasiado.
• En el pasado, has vivido una experiencia dificil que te sigue perturbando en el presente y no puedes pasar página.
• Te sientes deprimido/a, has perdido la ilusión por la vida y te cuesta disfrutar de las cosas.                                                                                                                                                     • Sientes la opresión del estrés.
• Has sufrido una pérdida importante (una persona querida, una relación) y necesitas orientación y apoyo para superarla.
• Algo te da tanto miedo que crees que no lo puedes superar.
• Tienes dificultad o te asusta tomar decisiones.
• Tus pensamientos te hacen sentir mal o experimentas pensamientos obsesivos y no sabes cómo controlarlos.
• Te preocupas en exceso por todos y por todo lo que te rodea.
• Las emociones te desbordan y necesitas entenderlas y canalizarlas para volver a sentirte bien.
• No tienes control sobre tus reacciones e impulsos en determinadas situaciones.
• Te comportas de una forma que no te satisface.
• Tienes problemas para dejar una conducta que te perjudica (beber en exceso, fumar, jugar, Internet…)
• Necesitas apoyo para seguir una dieta.
• Tienes alguna dificultad o deseas mejorar tu sexualidad.
• Tienes un conflicto o quieres mejorar tu relación de pareja.
• Tienes dificultades para relacionarte con los demás o estas relaciones te hacen sufrir.
• Necesitas aprender a comunicarte mejor, aprender a decir NO perdiendo el miedo a que los demás se enfaden contigo por defender tus derechos.
• Cuando te sientes dependiente de otras personas y te aferras a ellas por temor a quedarte solo/a.
• Necesitas asesoramiento para enfrentar alguna cuestión puntual de tu vida, o te bloqueas en el manejo de un asunto importante.
• Deseas hacer cambios y no tienes claro hacia dónde dirigir tu vida.
• Desees entrar en un proceso de auto-conocimiento y crecimiento personal.
• Cuando, sencillamente, necesitas o deseas apoyo psicológico.

Comments are closed.